Aborto legal

“Yo siempre dije la verdad, ahora la justicia me tiene que creer”

Así lo manifestó la joven que denunció al docente Alejandro Villar antes del comienzo del juicio por abuso sexual que lo tiene como acusado. Las audiencias se extenderán desde el lunes 29 de mayo hasta la primera semana de junio.


La próxima semana comenzará el juicio contra el docente de música Alejandro Villar por abusar de la hija de su pareja. La joven, que ahora es mayor de edad, fue víctima de las violencias de Villar entre los 13 y los 16 años, mientras quedaba bajo su ciudado por lo que la causa está caratulada como abuso sexual gravemente ultrajante, agravado por la situación de poder, la continuidad en el tiempo y la convivencia.

La joven, de 22 años, hizo la denuncia a fines de 2016 aún bajo las amenazas de Villar de lastimar a su familia y luego suicidarse.  A principios de abril la Justicia estableció que el juicio se llevaría adelante entre el 29 de mayo y el 2 de junio en Chos Malal, donde se cometió el delito.

“Me siento muy nerviosa pensando que a esta hora, el lunes que viene, voy a estar declarando. Yo siempre dije la verdad, ahora la justicia me tiene que creer”, expresó la joven, quien viajó desde Neuquén Capital, donde reside actualmente, a Chos Malal para hacer su declaración. El abusador vive en la localidad de Allen y tiene restricción de acercamiento y prohibición para salir del país hasta que se conozca la sentencia.

Sobre las audiencias, las joven reconoció que se desarrollarán en el marco de un sistema judicial machista y que las preguntas pueden estar impregnadas de violencias. Sin embargo, expresó, “Para mí la sanación va a pasar por poder decirle todo lo que necesito y que sea en un contexto seguro, que él no pueda hacerme nada”.

Por su parte, la madre de la joven agradeció el acompañamiento de La Colectiva Feminista La Revuelta tanto en el escrache realizado en marzo como en esta instancia previa al jucio. En un video, dos testigas del juicio que terminó con la condena del fotógrafo Ernesto Olivera a seis años de prisión, manifestaron su apoyo: “Sabemos que el activismo feminista, amoroso, y quienes te acompañan, son el mejor sostén contra la misoginia en los estrados judiciales”.

“El video llegó justo, yo no quería viajar a Chos Malal pero lo vi y sentí que no estaba sola”, sostuvo la joven denunciante.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*